Tipo de cambio:

Compra: 3.344

Venta: 3.347


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
JUEVES 23

de mayo de 2019

PANAMERICANOS

26 JUL AL 11 AGO

PARAPANAMERICANOS

21 AGO AL 01 SEP

LUNES ARBITRALES

Laudos arbitrales y publicidad

La semana pasada propusimos que los árbitros nacionales empleen citas tomadas de laudos anteriores para justificar la interpretación de la ley, ante casos esencialmente similares.

23/11/2015


Ricardo León Pastor Árbitro www.leonpastor.com



Dijimos que la razón no radica en que haya una “jurisprudencia arbitral” como fuente de Derecho, sino en que este ejercicio argumentativo supone un esfuerzo por interpretar uniformemente la ley cuando ello es posible. La ley interpretada consistentemente en un número importante de casos similares concreta la vigencia de la seguridad jurídica.



Todos queremos seguridad jurídica, que los cursos de acción que tomamos sean exitosos y, si no lo son ante la aparición de una controversia, que un tribunal nos explique por qué razones una correcta interpretación de la ley no ampara nuestras acciones.



Para eso es fundamental que los laudos sean publicados. Aquellos en los que es parte el Estado peruano deben publicarse por imperio de la ley, OSCE es el responsable de hacerlo en su portal web. El problema aparece con laudos en que participan dos privados, pues, salvo que lo autoricen, primará la confidencialidad.



Animamos a los centros de arbitraje a que incorporen reglas sobre publicidad de laudos con anuencia de las partes, porque conocer ahora cómo los tribunales arbitrales aplican la ley es fundamental para lograr racionalidad, previsibilidad y seguridad jurídicas.



El esfuerzo no debe agotarse en publicar los laudos, sino el hacerlo mediante programas informáticos de reconocimiento de texto que permitan su fácil ubicación en internet, y que los centros de arbitraje construyan bases de datos clasificadas por temas relevantes, que faciliten las búsquedas de información.



Transparencia y publicidad redundarán en un acceso a información que permita una interpretación y aplicación racional



de la ley.